09 noviembre 2015

Patatas a la riojana con pistachos

Las patatas a la riojana son un plato muy conocido que tiene muchísimas variaciones. En cada casa se cocinan de una manera. Yo he hecho una versión añadiéndole a mi receta tradicional pistachos partidos y el resultado es muy bueno.


 
Ingredientes (4 personas)

6 patatas medianas tirando a grandes
1/2 cebolla mediana
4 ajos
2 pimientos choriceros deshidratados
4 chorizos (picantes o no, según vuestro gusto)
1 cucharada de harina
Aceite de oliva
Pistachos

Preparación

Poner los pimientos deshidratados en agua para que se hidraten mientras preparamos el resto de ingredientes. Pelar las patatas. Cortar de chasquido rompiendo los trozos (meter un poco el cuchillo, girar con un golpe para romper la patata y que queden los trozos irregulares para dar espesor al caldo).
En la olla donde vamos a hacer el guiso ponemos el aceite y cuando está caliente freímos la cebolla cortada fina y los ajos cortados por la mitad. Cuando está el sofrito hecho se añade la carne del pimiento choricero que ya estará hidratada, la cucharada de harina y se acaba de sofreír. Ponemos las patatas y cubrimos de agua. Dejamos hervir hasta que las patatas están cocidas. Mientras tanto cortamos los chorizos y los freímos en un poco de aceite. Partimos los pistachos y quitamos las pieles que podamos. Machacamos en un mortero dejando los trozos medianos, que no queden totalmente triturados. 
Cuando las patatas ya están cocidas añadimos los trozos de chorizo y el aceite de freírlos. Damos unos golpes a la olla sin remover mucho para que no se rompan las patatas pero intentando que se mezcle bien el sabor del chorizo con las patas. Dejamos un par de minutos y listo. Antes de servir añadimos los pistachos e integramos todo.

01 noviembre 2015

Pastel de otoño

Aqui tenemos una receta muy de temporada por eso le he llamado "Pastel de Otoño". Por su textura podría ser un postre ya que queda jugoso, pero al mismo tiempo, es estupendo para el desayuno y la merienda. No es excesivamente dulce y permite una versión calada con almibar.



Ingredientes

125 g. de zanahoria rallada
125 g. de calabaza rallada
125 g. de almendra molida
2 huevos
50 g. de harina
125 g. de azúcar
1 sobre de levadura Royal
Un puñadito de nueces 
Mantequilla para engrasar el molde

Para el almibar opcional: 1 zanahoria, un trozo de calabaza y tres cucharadas de azúcar

Preparación

Comenzaremos rallando la zanahoria y la calabaza. Las cantidades se refieren a estos ingredientes ya rallados. Yo utilizo un rallador de tomate para que las ralladuras no queden excesivamente pequeñas. Me gusta notarlas cuando como la tarta. Partimos las nueces y reservamos. Batimos los huevos con el azúcar y cuando la mezcla comienza a aparecer blanca añadimos la zanahoria, la calabaza, la harina donde habremos mezclado la levadura y la almendra. Integramos todos los elelemntos con m ovimientos envolventes.
Ponemos en un molde de unos 20 cm de diámetro engrasado con mantequilla y colocamos las nueces encima. Metemos al horno a 180º durante 25-30 minutos, dependiendo del horno.

Si queremos calarlo para que quede mucho más jugoso, haremos un almibar con una zanahoria cortada a rozajas, la calabaza cortada a trocitos, tres cucharadas de azúcar y agua. Pondremos todo a hervir hasta que reduzca un poco y el caldo haya tomado el sabor de la zanajoria. Colaremos para dejar el caldo bien limpio y con él calaremos la tarta una vez se haya enfriado.

Mirar como se perciben las ralladuras de calabaza y zanahoria